Soledad no me abandones también.

Aquí estoy sentado en mi sofá, frente a una computadora que ha sabido acompañarme largo tiempo. Aquí me siento perdido yo solo, dentro de cuatro paredes donde no dan para esconderse. Aquí estoy, en tu compañía, que ha reemplazado a la suya. A veces siento esa agonía, y a veces río de locura.

Ya estoy cansado de separaciones, no quiero saber más de eso. Prefiero quedarme a tu lado soledad, se que no desaparecerás si yo no quiero. Aún así, siento que te pongo el cuerno mi soledad, pues pienso en ella, la que a su ciudad ha partido.

Me dió de todo, me sintí feliz con su compañía limitada. Me hizo sentir bien cuando comía de sus migajas y al mismo tiempo, era su rey cuando me acariciaba en la cama. Sentí libertad cuando tras las escaleras desapareció de mi vista, sin que volteara hacia atrás en una seña de despedida, me sentí bien, pues sentía que volvía a ti, mi más fiel compañera, que siempre me espera dentro de mi casa, a mi lado en el sofá, frente a la pantalla, cuando escribo estas letras, mi amada soledad, sin embargo, me siento morir sin ella.

alone.jpg

Anuncios

2 comentarios sobre “Soledad no me abandones también.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s