Una disculpa, solamente una.

Existen ocasiones en que debemos retraernos y repensar las cosas. Es importante dejar de hacer lo que veníamos haciendo para cambiar de rumbo si es necesario o tal vez retomar alguno que nos pareciera adecuado.

35 años y la verdad es que aún no sé yo por donde voy. En este mes, han sucedido diferentes cosas que me hacen replantear mi existencia, mis fines últimos e incluso mi futuro inmediato.

Se lo que me gustaría lograr, como me gustaría vivir, como me gustaría trascender, sin embargo, ahora mi cómo lograrlo está cambiando bastante, por consecuencia, no me he animado a escrbir nada serio, ni reflexivo.

Simplemente, escribo hoy una disculpa a todos aquellos que han preguntado por mí. A mis tres lectores espero que me tengan paciencia pues creo que esto seguirá, sin embargo no sé en que temas o tono. Lo que si sé, es que esto que hago de manera libre ha sido una terapia personal.

Aquí nadie dice lo que debo o no debo comunicar, nadie me detiene los temas que publicar, nadie me conoce más allá de donde quiero que me conozcan, aunque conociéndome, muchos han de saber más de mí que lo que yo pudiera conocer.

Simplemente una disculpa por no hacerme presente, aunque sea poquito.

Anuncios

Un comentario sobre “Una disculpa, solamente una.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s